La gente que NO me gusta

Hay  mucha gente que me gusta y mucha gente que NO me gusta, que me enerva, me cabrea, me sulfura.

Como Usted, que me conoce, se sienta a mi lado en el bus y se dedica a chatear por el móvil... hasta que se pasa de su parada.

Usted, que cuando le contestan el teléfono no saluda y directamente pregunta la tasa de cambio a Nicaragua.

Usted, señor mayor, que se dedica a comentar en voz alta, para toda la sala, sus impresiones sobre la película de terror que están presentando.

Ustedes, pandilla de adolescentes, que charlan en voz alta, graban con sus móviles y chatean durante la película (la misma de antes o cualquier otra).

Usted, que grita y amenaza al conductor de autobús porque no le abre la puerta donde a Usted la da la real y santa gana. Si Usted, la que venia hablando como una posesa por el manos libres de su Iphone, con los pies sobre el asiento y tirando basura al suelo.

Usted, señora de las cuatro décadas, que interrumpe un concierto para preguntarle desde su butaca a un cantante  por qué no està concursando en un reality de televisión.

Usted, que no cede el asiento a una persona mayor, que se salta la fila en la caja, que habla en voz alta, que no corta una llamada telefónica mientras le atienden, que luego culpa de sus errores al dependiente...

Usted, que maltrata verbalmente a su marido, que le corta la conversación, que le interrumpe, que le llama imbécil y estúpido.

Usted, esposa de ministro de no sé cual culto, que me pide que le admita saltarme normas y leyes.

Usted, funcionario público, que no cumple sus horarios, que se escaquea del trabajo, que pierde el tiempo en recados y desayunos externos, que ficha entradas y salidas a la oficina pero no está presente. Que engaña al usuario, que le cita a ofertas de empleo que no son para su perfil, que lo último que le importa es el usuario (el que en últimas es quien paga su salario).

Usted,  que no conoce el concepto de compañerismo ni de sentido de pertenencia a su empresa.

Usted, que trata mal a la camarera porque no adivina su estilo preferido de café.

Usted que no recicla, que deja la basura en el suelo, que arroja un colchón en el contenedor de los papeles y cartones, que tira servilletas, cáscaras y cucharillas al suelo de los bares.

Usted, que decide taladrar sus paredes un sábado a las 11 de la noche.

Usted, que decide que los dependientes de las tiendas de ropa están para doblar camisetas y recoger lo que Usted tira por el suelo.

Usted, que se cree superior y exige atención fuera de horario público. Que exige rapidez porque ha aparcado en doble fila o en zona prohibida, o porque puede perder el ahorro de un transbordo en el bus.

Usted, que es racista, homófobo, xenófobo. Que se cree mejor que los demás por que sí. 

Usted...

1 comentarios:

Sixpence Notthewiser dijo...

Porque no faltan los maleducados, los cinicos, los egoistas y los idiotas.

Picos.

La negri, desde la PM

Publicar un comentario