domingo, 5 de agosto de 2012

Marilyn Monroe, la eterna deseada

Marilyn Monroe
Fotografía de Richard Avedon
"Sola. Estoy sola.
No entiendo porque estoy sola
cuando he querido a tanta gente...".

Norma Jean Baker, conocida como Marilyn Monroe, (1 de junio de 1926 - 5 de agosto de 1962), una de las mujeres más deseadas de la historia,  sigue siendo, cincuenta años después de su trágica muerte, el mito erótico para ser amada y deseada, el ícono eterno del imaginario colectivo. Hermosa, curvilínea, triste, depresiva, vulnerable, de seductora mirada miope, buscó el amor sin descanso, amó y se casó varias veces. Exigente con su carrera, de temperamento tímido y divertido, a veces se le veía indefensa. Fotografiada hasta la saciedad, la cámara la amaba y los fotógrafos no lo tenían difícil para retratar su espíritu. Y aunque fuese adorada en aquellos mundos oscuros del famoseo cinematográfico, nada pudo levantar su ánimo. Sus deseos de pasar inadvertida no se han cumplido hasta hoy. Le dolía la vida, murió joven y, sin duda, fue un bonito cadáver. Y con ello nació el mito. La eterna deseada.

"A veces siento...¿es que no tengo piel?
¿Le falta una capa? Todo duele.
Como una quemadura de sol".

1 comentarios:

Quike dijo...

mmmmm esto me recordó el eterno pregón de unos amigos.... mas fáciles que la tabla del uno que han conocido miles de amantes pero ni un solo novio...

Publicar un comentario

 
Copyright 2009 Lo que (se) me ocurre. Powered by Blogger
Blogger Templates created by Deluxe Templates
Wordpress by Wpthemesfree