martes, 30 de junio de 2009

El Amor según los niños

"Si nos os hacéis como niños, no entraréis en el reino de los Cielos". Jesucristo.

Lástima que los adultos perdemos la inocencia. Los niños, con su aparente ingenuidad y espontaneidad, nos enseñan con pocas palabras, sin quebrarse la cabeza, las cosas importantes de la vida. Las frases aquí recogidas, que circulan por la Red de Redes, nos son más que pura filosofía. Mejores que las pueda enseñar cualquier gurú del crecimiento personal. ¡Para reflexionar!

domingo, 28 de junio de 2009

Día del ¿Orgullo? Gay

El Día Internacional del Orgullo LGBT (lesbiana, gay, bisexual y transgénero), también conocido como Día del Orgullo Gay o simplemente Orgullo Gay (en inglés, gay pride) es una serie de eventos que cada año los colectivos homosexuales celebran de forma pública para instar por la tolerancia y la igualdad de los gays, lesbianas, bisexuales y transexuales. Tal fiesta tiene lugar en torno al 28 de junio o bien el primer sábado posterior a esa fecha, en la cual se conmemoran los disturbios de Stonewall (Nueva York, EE.UU., 1969), que marcan el inicio de la liberación homosexual.

La noción básica del «orgullo gay» consiste en que ninguna persona debe avergonzarse de lo que es, cualquiera sea su sexo u orientación sexual. El término escogido («orgullo»), tiene probablemente más sentido, desde un punto de vista filológico, en inglés que en español. En efecto, la idea que parece transmitir este concepto es más bien la de una dignidad intrínseca de cada ser humano, que no debe verse afectada por su conducta ni orientación sexuales. En tal sentido, la traducción más correcta debería ser dignidad gay.

La celebración se desarrolla comúnmente con coloridas «marchas del orgullo» (en inglés «pride parades», en francés «marches des fiertés») que coinciden, en el hemisferio norte, con el inicio del verano. Los símbolos del orgullo gay (la bandera con los colores del arco iris y los triángulos rosas), se exhiben en abundancia en estas fiestas. En las celebraciones suele darse cabida a actividades que exceden del marco del jolgorio: reivindicaciones sociales o políticas que identifican a los colectivos participantes. Una vez superadas las leyes consideradas más discriminatorias en su contra para los homosexuales, la creación de matrimonios, o el establecimiento de la homoparentalidad(adopción de hijos por homosexuales), son temas recurrentes en las fiestas del orgullo contemporáneas, que en los últimos años, con la cada vez mayor fuerza del movimiento homosexual, han ido politizándose fuertemente, convirtiéndose en un instrumento de presión política a los gobiernos en favor de los colectivos homosexuales y contando con una fuerte participación de grupos de izquierda, que han asumido las demandas gay como propias.

Oposición

Dentro de la comunidad homosexual algunos rechazan la noción de orgullo gay, pues perciben en ella un énfasis excesivo en la orientación sexual que no consideran importante y una falta de discreción, modestia y sumisión lo que eventualmente podría perjudicar a la moral pública, las creencias religiosas o incluso la propia causa de los derechos de los homosexuales al reivindicar demasiado alto los derechos. Proponen, en cambio, evitar un activismo estridente a fin de incorporar más fácilmente el discurso por la no diferencia de los homosexuales a las ideas comunes que marca la opinión pública. Otros críticos ven en la noción de orgullo una suerte de desprecio hacia la identidad de cada individuo, pues cada uno –incluso cada homosexual— vive su orientación sexual sin necesidad de identificarse con un estereotipo determinado y por tanto los que tienen una identidad gay deberían llevarlo más discretamente.

En Catalunya, desde hace muchos años, se rotula la jornada como la "diada per l'alliberament gai, lesbia i d'homes i dones transsexuals -recientemente tambien- bisexuals i queers". La manifestación, que se celebra el sábado más próximo al 28 de junio tiene un carácter claramente reivindicativo y se aleja del espiritu comercial de otras ciudades.
(Fuente: Wikipedia)

Y digo yo...

Estoy completamente de acuerdo en que las celebraciones del Día del Orgullo Gay, que a partir de hoy y hasta el próximo sábado colapsarán las principales capitales del mundo, deberían tener otro cariz. En primer lugar, debería llamarse Día de la Dignidad Sexual, independientemente de que se trate de homosexuales, lesbianas, bisexuales o transexuales. Debería ser, en mi concepto, la oportunidad de reivindicar el derecho individual a expresar (o no) su condición (o elección) sexual. Luchar por eliminar la discriminación por ello. Exigir la igualdad en el trato social, laboral y familiar. El lector dirá, con razón, que esos objetivos se buscan con las celebraciones en Madrid, Nueva York, Sidney, Amsterdam o Bogotá. Pero creo que el público que ve las imágenes en los medios de comunicación se queda con otra idea: Los Gays son una manada de "locas", travestidos, puestos hasta el techo de drogas y alcohol, que sólo salen ese día en las carrozas arcoiridiscentes a exhibir cuerpos de escándalo -todo sea dicho- con la menor cantidad de ropa posible.

¿Qué se dice en la televisión, la radio y los diarios de algún foro sobre las reivindicaciones del colectivo? ¿Se reseñan las exposiciones, foros y otras actividades culturales? Nada, casi nada. Es más noticioso, vende más una drag queen trepada en unas plataformas imposibles y "divinamente" maquillada. O los fetiches del leather con sus pantalones de cuero con el trasero al aire y sus pezones perforados con piercings.

No estoy en contra de la fiesta, del carnaval que se monta en las grandes capitales. Estoy en contra de los clichés. Porque en todas las colectividades hay de todo. Y en el mundo gay también. Además de chicos graciosillos, de plumas reales y artificiales, lentejuelas y purpurina, camisetas ajustadas de marca, también están los llamados "de armario", los tipos serios, el ejecutivo de empresa, el vecino del frente. Hombres corrientes, que se enamoran de otros hombres y viven su sexualidad y afectividad sin necesidad de pregonarlo a los cuatro vientos y sin renegar de su condición masculina.

Flaco favor hacen los medios masivos y el jolgorio de las carrozas del Arco Iris a ese adolescente que no puede decirle nada a sus padres sobre su estado u opción sexual. Esos padres que se escandalizarían pensando que su hijo, por ser homosexual, va a convertirse en una escandalosa drag o en un pervertido exhibicionista o en un pedófilo. ¿Hasta cuándo tendremos que esperar a que en la Marcha de la Dignidad Gay sean relevantes los hombres y mujeres comunes y corrientes pero que aman a otros hombres y mujeres?

Sé que se han alcanzado muchos logros. En la seguridad social, en los derechos de herencia de las parejas, en poder casarse y adoptar hijos. Pero el mayor triunfo sería que un día no haya que programar marchas -cada vez más politizadas y comercializadas-, cuando ya nadie se asuste porque su hijo es gay, porque una pareja de hombres caminen tomados de la mano o se besen en cualquier lugar de las ciudades -no solo en los ghettos que ellos mismos han obligado a crear-. Cuando nadie presente a alguien como "mi amigo, el homosexual" (como nadie dice, "mi amiga la heterosexual"). Cuando a nadie le importe lo que yo haga.

sábado, 27 de junio de 2009

Salir del Armario



Esta expresión, traducida del inglés, significa asumir públicamente la condición homosexual. Me parece muy oportuno hablar de condición y no de esencia, porque los comportamientos, a lo largo de la vida, pueden ser variables; las esencias, no. Nuestra lengua tiene un tesoro; el verbo ser y el verbo estar, que distinguen lo inmutable de lo circunstancial. Estamos vivos, no somos vivos. Del mismo modo, se está heterosexual u homosexual, según el período de Eros. (Aún en el caso de que un comportamiento sexual fuera el mismo durante toda la vida, lo correcto sería emplear el verbo estar, para reforzar el carácter de comportamiento de la sexualidad, no de esencia. Si bien estamos vivos a lo largo de nuestra vida, no decimos "soy vivo").

Salir del armario fue un movimiento iniciado en Estados Unidos, a fin de que la realidad sumergida de la homosexualidad masculina y femenina viera la luz: dejara de ser un fantasma temido o deseado y asumiera su carácter real de opción libre y desprejuiciada. Tenía, también, una finalidad didáctica y ejemplarizante: mostrar al mundo que su vecino, su actriz favorita, su jefe, la banda de música o la escritora que admira, practican la homosexualidad de manera permanente o circunstancial. No es una finalidad propagandística (no se trata ni de un partido político ni de una organización social) sino representativa: la mayoría de los anuncios luminosos, en la noche de Nueva York o de Barcelona, no buscan vender más, sino dejar constancia de la existencia de tal banco o compañía de seguros.

Me tocó estar en Norteamérica, este año, en el mes de junio, cuando Nueva York celebra, como ninguna otra ciudad del mundo, el día del orgullo gay. (Sólo San Francisco competía con Nueva York en esa celebración, pero los últimos años la gran metrópoli ha tomado la delantera). Por otro lado, se inauguraba el Mundial de Fútbol, un deporte minoritario en ese país. Los Juegos Olímpicos Gays (en los que podían participar todos los ciudadanos, sin distinción de sexos, ni de actividad sexual, ni de raza, ni de edad) reunieron a más de diez mil participantes. Los diarios más importantes de la ciudad (como el semanario "New York") se preguntaban en portada, si todo el mundo es gay, a raíz de la llegada a la ciudad de un millón de homosexuales, y a la salida del armario de famosos y famosas que declaran su opción sexual.

Esta declaración pública (que tanto eco ha tenido en los medios de comunicación de Estados Unidos) es el primer paso para terminar con el sentimiento de culpa de muchas personas, hombres y mujeres, cuya opción sexual, minoritaria, era un estigma. Al fin y al cabo, los comportamientos mayoritarios (fanáticos, obsesivos) suelen ser una regresión.

El misterio que ha rodeado a la homosexualidad, hasta ahora, empieza a descubrirse. Las nuevas generaciones tendrán un fantasma menos y una certeza más: la de la libertad.


Cristina Peri Rossi, en El Colombiano.

viernes, 26 de junio de 2009

Dos estrellas descansan en paz

Nos levantamos hoy con las tristes noticias de la muerte de Farrah Fawcett, tras soportar dos duros episodios de cáncer, y de Michael Jackson, de una parada cardiorrespiratoria. Fueron íconos mediáticos para un par de generaciones. Ella, hermosa, sexy, sensual, toda una barbie armada de pistola persiguiendo malos en la famosa serie de televisión. Él, todo un fenónemo en el mundo de la música, con un talento indiscutible y un modo bastante extravagante de vivir Su Vida. Dos estrellas que hoy se apagaron para el mundo del celuloide, los píxeles y los videos. Dos personajes que, gracias a la maravilla de la tecnología, permanecerán en la memoria colectiva por su arte, su originalidad, su belleza (real o autoimpuesta). Porque hicieron soñar, fantasear, reir, llorar y cantar a millones de personas.

Paz en sus tumbas.

Mary Farrah Leni Fawcett, conocida artísticamente como Farrah Fawcett (Corpus Christi, Texas, Estados Unidos, 2 de febrero de 1947 -Santa Mónica, California, 25 de junio de 2009). Fue muy popular en los años 1970 y 1980 gracias a la serie de televisión Los Ángeles de Charlie, llegando a ser considerada un ícono de la cultura pop y una verdadera sex simbol.
Michael Joseph Jackson (Gary, Indiana, 29 de agosto de 1958 – Los Ángeles, California, 25 de junio de 2009), conocido simplemente como Michael Jackson, fue un cantante, compositor y bailarín de música hard rock, rhythm
& blues (soul y funk), disco y dance. Tras formar en los años sesenta, siendo aún un niño, un grupo de gran éxito en compañía de sus hermanos, The Jackson Five, en la década de los años ochenta se convierte en la superestrella de rock más exitosa a nivel mundial, el nuevo rey de la música rock, debido al extraordinario impacto de su álbum Thriller (1982), el disco más vendido de la historia de la música. Denominado como "King of pop, rock and soul", por la actriz estadounidense Elizabeth Taylor. El cantante ha sido denominado como "Rey del Entretenimiento" por la popular presentadora de televisión Oprah Winfrey, durante la entrevista que éste le concediese en febrero de 1993, y además, la Enciclopedia Británica incluye a Michael Jackson, como notable estrella de rock, en su sección "Rock music", junto a Madonna y Prince.

jueves, 25 de junio de 2009

En Vísperas del Día del Orgullo Gay (3)

"Todos los hombres son homosexuales. Todos los hombres pueden llegar a ser homosexuales; sólo les falta saberlo, dar con el incidente o la evidencia que se lo revelará."

"En la heterosexualidad no hay solución. El hombre y la mujer son irreconciliabes, y esta tentativa imposible y renovada en cada amor es lo que le da su grandeza".


Los Hombres, Marguerite Duras.
Citada por Teresa Rosenvinge en "Los Ojos Azules Pelo Negro".

miércoles, 24 de junio de 2009

En Vísperas del Día del Orgullo Gay (2)

martes, 23 de junio de 2009

En Vísperas del Día del Orgullo Gay (1)

domingo, 21 de junio de 2009

Día del Padre

Foto de una campaña publicitaria de ropa interior Punto Blanco. Colombia.

En la mayoría de países de América Latina, al igual que en Estados Unidos, México y en Canadá, el tercer domingo de Junio se celebra el día del Padre. En este día se festeja a los tíos, abuelos y padres en general. En Bolivia, Honduras y España se festeja el 19 de marzo, día de San José según la tradición católica (Padre adoptivo de Jesús, Santo patrono de los carpinteros y abogado de la Buena Muerte). En Brasil, en cambio, se celebra cada segundo domingo de agosto, en tanto que en República Dominicana se celebra el último domingo de Julio.

Hacía tiempo que no recordaba esta fecha, hasta que alguien me preguntó por mi padre en estos días. Resulta que como lo perdí en un accidente de tránsito cuando yo sólo tenía tres años, nunca la he tenido en cuenta. Quizás por una costumbre cultural, en "mi otro país", Colombia, se le da más importancia al día de la Madre, tiene un sentimiento más profundo. Allí siempre se ha dicho: "Madre no hay sino una, ¡y padre es cualquier h.p.!". Cosas de la sabiduría popular. Y, por otra parte, siempre he pensado que hay algunas fechas que se establecen sólo con propósitos mercantiles. Hoy me ha dicho alguien, al comentarle lo de las fechas diferentes en España, que eso lo impone El Corte Inglés (que también dice cuándo es primavera o Navidad.

Pero hoy no quiero hablar de eso. Quiero hablar de algunos padres que lo son con todas sus responsabilidades. No de aquellos que son simples "preñadores a destajo", maltratadores familiares e irresponsables sin remedio. Hoy me he acordado de padres como el que hubiera querido tener junto a mí durante muchos años. Primero, de mi hermano, el papá de mi único sobrino, que ha sabido mantener un hogar lleno de Amor y que junto a su esposa ha educado un hijo que es el orgullo de toda nuestra familia. Y de Mon, padre de un lindo niño catalán, porque se desvela -literalmente- por cuidarle y verle crecer. O de Cristopher, el papá francés de Paul, un niño que he visto en brazos de su padre mañanas enteras, que le lleva y recoge en la guardería, que le quiere con locura, me pide chocolates cuando me ve y se despide con un infantil "au revoir". Y de la orgullosa sonrisa de Alberto, el padre de Lucía, la niña que cada mañana me regala su alegría inocente. Como ellos, veo a muchos que cargan a sus hijos en el canguro o les llevan en el cochecito, les dan sus biberones y sopas, les cambian los pañales y relevan a sus madres en muchas tareas para que ellas descansen. Unos verdaderos "Padrazos".

Me ha dado, a mi edad, el síndrome del huérfano. Extraño a mi padre, del que sólo tengo unas fotografías conmigo en brazos, la esclava que usaba en sus años en la aviación militar y su nombre en una lápida en el Cementerio de San Pedro, en Medellín. Lo extraño porque hay cosas que sólo puede enseñar y resolver un padre. Ciertas dudas en la adolescencia, algunas tácticas del trato con las personas fuera del entorno familiar, su orientación en las tomas de decisiones serias de la vida. Me tocó aprender a ser fuerte, valiente y guerrero sin su entrenamiento. Y nos perdimos las celebraciones de triunfos que tuvimos o pudimos llegar a tener. Pero me dejó sus genes, a su madre y a mi madre. Y no puedo quejarme de esa herencia de la que me siento orgulloso.

¡Feliz día del Padre!

sábado, 20 de junio de 2009

Mi Amor te queda grande

La artista cubana Marisela Verena cantaba esta canción por allá en los años 80 del siglo XX. Esté llena de despecho, de desamor, quizás hasta odio (un sentimiento que detesto). A lo mejor la hubiera cantado a alguien, pero hoy en día no. Ahora me quedo con lo bueno de cualquier relación emocional y procuro olvidar los errores que cometemos ambos. La publico porque me ha estado rondando en la cabeza. Me gustaban ciertas frases. Pero nadie merece la categoría de basura, porque de la basura no se recibe Amor, aunque sea escaso. Se recibe el que pueden dar, desde la humanidad de quien lo ofrece.


*** *** *** *** ***


Apuntes y poemas sin futuro
debajo del repleto cenicero.
Unos pasos nocturnos sin apuro
testigos de otra noche de desvelo.
Otra noche de desvelo enfurecida
lamentando el tiempo que te dediqué
porque fuiste del Amor un homicida
santo trago amargo para quedarme con sed.
De pronto la respuesta se perfila
en mi sombra agigantada en la pared.

Y es que mi Amor te queda grande
pues tú no tienes estatura de emociones.
Ya ves, mi Amor te queda grande,
amante de parodia, ruin, mezquino.
Ya sé, mi Amor te queda grande,
bendita sea tu ausencia en mi camino.

¿Cómo pude invertir mis sentimientos
en tan pobre imitación de Amor?
¿Cómo pude dar mi oro por tu cobre
y tener por ti doblado el corazón?

Pretendo conciliarme con la Vida
después de comprender dónde fallamos.
Fui yo quien no tomé bien tus medidas
le di un Amor gigante a un enano.
Llamé y me equivoqué, no me arrepiento,
no creas que me muero de amargura.
Por ti no sufriré por mucho tiempo,
la herida también es de miniatura.
Te archivo a partir de este momento
en la categoría de basura.

Y es que mi Amor te queda grande
pues tú no tienes estatura de emociones.
Ya ves, mi Amor te queda grande
porque minúscula es tu talla de pasiones.

Traté, pero mi Amor te queda grande,
amante de parodia, ruin, mezquino.
Ya sé, mi Amor te queda grande,
Bendita sea tu ausencia en mi camino.

viernes, 19 de junio de 2009

Palabras dichas, recibidas, leídas y guardadas...

jueves, 18 de junio de 2009

Frases de culebrón


Me he encontrado por ahí, en mis viejos apuntes, frases que escuché al pasar frente a la tele, o garabateadas en la oscuridad del cine. Las copié en su momento porque me movieron alguna fibra. Y hoy siguen gustándome, significando algo. Hay más, y en su debido momento las publicaré. Se escuchan opiniones.


************************************************


"Sólo es posible sentirse víctima cuando se actúa como tal". Silvia Martínez, de la telenovela colombiana Sangre de Lobos.

"El Amor, por imposible que sea, siempre se alimenta de esperanzas". Sangre de Lobos.

"No podemos vivir del pasado... a duras penas tenemos tiempo de vivir el presente". Sangre de Lobos.

"El Amor es un sentimiento que nos amarra a una persona y nos hace esclavos, lo mismo que el odio. La indiferencia, en cambio, nos hace libres". Carolina Millán en Sangre de Lobos.

"Vivir con arrepentimiento es tan difícil como vivir sin Amor". Tomás Nájera, en Sangre de Lobos.

"El cuerpo se entera mucho después que la mente que hemos dejado de amar". Tomás Nájera, en Sangre de Lobos.

"-Yo no quiero terminar con el corazón destrozado...
-¡Y yo no quiero terminar con el corazón intacto!". Mirada de Mujer.

"El regalo máximo para aquellos que nos aman es perdonarlos". De la serie estadounidense Llamada de Medianoche.

"Si no soportas tu cama vacía, recuerda que no lo está si estás ahí". Llamada de Medianoche.

"Tengo 40 años y usted 18. Tengo el privilegio de la edad y usted la ventaja". El Maestro de Música.

"Donde existe el deseo, existe la manera". De la película Los Reyes del Mambo.

"-¿Y qué es uno sin familia? ¡Nada!
-¿Y sin Amor? ¡Doblemente nada!"
Los Reyes del Mambo.

"Es el problema de la clase media. El que te quiere te abandona por alguien que lo necesita más". Los Simpsons.

"Hay que decir TE AMO en el momento justo y adecuado. Pero, además, hay que sentirlo, porque si no, la mentira se nota". Camila, en La Maldición del Paraíso.

"La vida es cruel, tanto que no podemos imaginar una que no termine en la muerte". Cristóbal, en La Maldición del Paraíso.

"Sólo aquella vida que realmente queremos vivir es la que vivimos con seriedad". Julián, en La Maldición del Paraíso.

"Lo malo de los enfrentamientos es que siempre terminamos pareciéndonos a nuestros enemigos". Antonio, La Maldición del Paraíso.

martes, 9 de junio de 2009

Una verdad






¡Menos el AMOR,

todo es mentira!



Mónica Naranjo,
en entrevista para El Heraldo de Aragón,
6 de junio de 2009.

Foto de Gregory Prescottt

lunes, 8 de junio de 2009

Parcero Hijueputa

"¿Y 'parcerito' qué es?

Es aquel a quien uno quiere aunque no se lo diga
aunque él bien que lo sabe.

Sutilezas de las comunas, pues".




Todo el problema de Colombia es una cuestión de semántica. Vamos a ver: "hijueputa" aquí significa mucho o no significa nada. "¡Qué frío tan hijueputa!, por ejemplo, quiere decir: ¡Qué frío tan intenso! "Es un tipo de una inteligencia la hijueputa", quiere decir: muy inteligente. Pero hijueputas, a secas, como nos dijo ese desgraciado, ah, eso ya sí es otra cosa. Es el veneno que te escupe la serpiente.

La Virgen de los Sicarios

domingo, 7 de junio de 2009

Oda al Amor


Una tarde que ya nunca olvidarás
llega a tu casa y se sienta a la mesa.
Poco a poco tendrá un lugar en cada habitación
en las paredes y los muebles estarán sus huellas
destenderá tu cama y ahuecará la almohada.
Los libros, precioso tejido de años,
se acomodarán a su gusto y semejanza,
cambiarán de lugar las fotos antiguas.

Otros ojos mirarán tus costumbres
tu ir y venir entre paredes y abrazos
y serán distintos los ruidos cotidianos y los olores.

Cualquier tarde que ya nunca olvidarás
el que desbarató tu casa y habitó tus cosas
saldrá por la puerta sin decir adiós.
Deberás comenzar a hacer de nuevo la casa,
reacomodar los muebles, limpiar las paredes,
cambiar las cerraduras, romper retratos,
barrerlo todo y seguir viviendo.

María Mercedes Carranza

sábado, 6 de junio de 2009

Esta mano que todos ven

Foto: Arturo Palacio. Primer Premio Salón de Arte Fotográfico UPB

Esta mano nerviosa y pequeña que todos ven,
esta mano de uñas pintadas y piel frágil
ha cometido sin temblar
oscuros asesinatos fracasados
y algún suicidio rencoroso
en el abandono de la almohada y las lágrimas.
Esta mano ha mentido en salones y calles
con ceremonias usadas y ajenas.
En habitaciones oscuras, esta mano
ha huido de la ternura,
pero lenta como ola de aceite
ha dado placer a los cuerpos.
Esta mano ha ordenado en fila las palabras
para llevarlas al abismo
y hacerlas decir ya sin aliento
del esplendor de las pobres emociones,
del desplome de las ruinas aún en pie,
de la sal vida en las pestañas.
Esta mano ha robado en duermevela
cosas que nunca se atrevió a hacer suyas
y ahora en su palma sólo tiene roces
y el vacío en el que estuvo otra mano.
Esta mano tiene atravesadas las líneas
de una vida que se perdió
porque no supo, no comprendió, no quiso.

viernes, 5 de junio de 2009

Los Ojos de la Ranita

No siempre la ranita tuvo los ojos tan grandes.

Todo comenzó una noche. El sapito se había enamorado de ella y se lo dijo y la ranita contestó que no había nacido para amar, sino para croar y saltar en el estanque.

El sapito insistió y aquella noche la invitó a bailar, y bailaron y bailaron hasta que la ranita se embriagó de tanto dar vueltas y amó al sapito.

Pero la noche tuvo que esconderse cuando apareció don sol.

A la mañana siguiente la ranita no quiso recordar lo que había pasado. "Cuestión de embriaguez", decía.

Pero el sapo supo que la ranita lo amaba y él la amó.

Y la amó siempre y ella también aunque siempre alegó cuestiones de embriaguez.

El sapito triste supo que debía conformarse con mirarla, y la ranita a su vez no pudo evitar mirarlo, y se miraron tanto, que sus ojos crecieron como crece el amor.

Hoy en día ambos ostentan enormes ojos pero no se aman, dice ella.

Y el sapito a veces llora y la ranita continúa jugando y croando en el estanque.

Fabulario. Roberto Gómez

jueves, 4 de junio de 2009

¿Hice lo que quería hacer?

Los familiares de los pasajeros del vuelo 447 deben abandonar las esperanzas de que alguien haya sobrevivido la caída del avión en el océano Atlántico según les informó el jueves Air France, mientras los socorristas continuaban la búsqueda de los restos de la aeronave.

El director general de Air France Pierre-Henri Gourgeon informó a los familiares en una reunión privada que el avión se desarmó en el aire o cuando golpeó la superficie del mar.

Gourgeon les dijo a las familias que no había sobrevivientes. La caída del vuelo 447 se convertiría así en la mayor tragedia de la historia de Air France y el peor accidente en vuelos comerciales en todo el mundo desde 2001. (Fuente: W Radio).

Esta quizás haya sido la noticia de la semana. Una dolorosa tragedia porque nadie se espera que suceda un accidente aéreo donde viajan sus familiares y amigos y en un segundo se pierden sus vidas, sus equipajes emocionales, sus palabras y sus voces. Pienso que allí viajaba el novio que poco antes, en el aeropuerto, besaba a su novia prometiéndole volver pronto a casarse con ella y vivir toda la vida juntos. El inmigrante que iba en búsqueda de un nuevo futuro a un país nuevo y extraño. El que volvía del funeral de un ser querido. O de sus vacaciones después de años de no ver a su familia. El que regresa a casa de su inolvidable experiencia en un país exótico. Alguno iría durmiendo y dormirá por siempre en el fondo del océano. ¡Cuántas palabras quedaron sin decir! Cuántos Te Quiero no se expresaron ni se sintieron. ¿Cuántos vivieron pensando que la vida son dos días? Cuántos estarán llorando un cadáver que no existe? ¿Alguno llegaría tarde al aeropuerto y perdió el vuelo final?

"Recuerdo haber leído algo que escribió un hombre -un autor famoso-; decía que si se anunciara que el mundo va a acabar dentro de una hora, se formarían largas colas en los teléfonos públicos (o los móviles se colapsarían), de gente que querría llamar a otra gente para decirles cuánto los querían.

Yo no creo en eso. Creo, en cambio, que la mayoría de nosotros pasaría la última hora lamentándose: "¿por qué no hice lo que quería hacer?". (Capitán Delaney. El Primer Pecado Mortal. Lawrence Sanders)
 
Copyright 2009 Lo que (se) me ocurre. Powered by Blogger
Blogger Templates created by Deluxe Templates
Wordpress by Wpthemesfree